El Jardín de Academos

Cuaderno de Crítica y Poesía

GONG PROLETARIO

¿A quién, a quién aniquilamos con nuestra palabra?

Isel  Rivero

Abejeo mecánico del proyector o de un amanecer.

El silencio es un ronco sostenido de tensas fauces.

Poco a poco, el sonido se alza

como un martillo de goma contra el cielo.

Cordones de un tambor que se dispersan.

Elasticidad sonora del desorden.

Poleas del bullicio oscilante.

Estallido en sones de una revolución.

Toqueteo repiqueteo traqueteo infinito

En que se lee “un pueblo sin odio no puede triunfar”.

Ritmo del pescozón proletario,

De los hurones  con zapatos tamborileros.

Báquico ritual de las masas tras la cabeza de Penteo.

Humanidad que niega lo humano.

¿Qué va quedando tras la marcha?

El zumbido el ronroneo

mecánico de los adoquines coloniales.

El orden amoratado de tardes con desfiles.

Ennegrecido hematoma proletario.

El humo como negación sobre las volutas.

La antorcha es un gong de queroseno.

La niebla de las voces y los golpes en la piedra.

El gong calcinado de un hombre con rumbo.

Yoandy Cabrera

Nov. 14 de 2014

Anuncios

2 comentarios el “GONG PROLETARIO

  1. NDDV
    noviembre 14, 2014

    Sonoro como un gong y duro como un martillazo. ¿Detecto la cadencia de un nuevo mundo en el tableteo estrófico? Es demasiado temprano para saberlo.

    • Yoandy Cabrera
      noviembre 14, 2014

      Querido NDDV, la amistad, como este nuevo tableteo estrófico que se insinúa, debería ser como tus comentarios, en que tú mismo preguntas y respondes como si yo preguntara y respondiera. Abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el noviembre 14, 2014 por en Uncategorized.
A %d blogueros les gusta esto: