El Jardín de Academos

Cuaderno de Crítica y Poesía

Deseo y palabra “en los altos rigores del tiempo”*

Los cristales portadaImaginemos a una mujer sentada en un bote en las penetraciones de las aguas. Esa mujer lanza al mar cristales como islas, palabras afiladas, tendones discursivos. Imaginemos que al pasar las páginas la mujer nos invita a sentarnos frente a ella en ese viaje imposible, en una barca desde la que vuelve a perfilar, en toda su miseria y con el eco del esplendor perdido y ganado a la vez, la línea sana […] derruida por la sal, el equilibrio entre el rencor y la felicidad, entre lo perdido y lo ganado.

Desde los primeros versos de Los cristales que te hincan (Betania, 2015) el lector de Lina de Feria accede a esa navegación continua que es toda su obra, entre abedules y tormentas, entre tardes apacibles y noches de amor, entre el árbol trunco y el espacio sideral. En la verdadera poesía (que es el acto de comunicación sublimado, vuelto epifanía) hasta la soledad es dialógica, tendiendo una cuerda entre la gente/ y mis huesos hundidos.

(…)

Los cristales que te hincan sigue hablando de las obsesiones de uno de los escritores más importantes de la isla de Cuba desde finales de  los sesenta hasta el presente, continúa y amplía muchos de sus resortes escriturales (ausencia de comas, sintaxis enrarecida y pindárica en ocasiones, metaforización de elementos opuestos y/o distantes, referencialidad cultural, forcejeo con el lenguaje, intuición gnoseológica…). Esas obsesiones funden en un mismo cuerpo discursivo La Habana y sus líneas ruinosas con América, Sevilla, Madrid. El ojo de Lina de Feria continúa siendo milenario en tanto conjuga futuro y memoria, contradicción y logos, fatum y esperanza; también porque atraviesa el espacio y el tiempo con la naturalidad y la franqueza de quien se asoma a la ventana al amanecer, con el asombro de quien mira el mundo por primera vez. El verso de la autora unifica con una espontaneidad reconocible sus preocupaciones personales y lo cosmológico; del portal de sus palabras, desde el patio de casa/ donde llovía a cántaros saltamos, sin transición alguna, a lo universal, al síndrome de las galaxias.

Yoandy Cabrera

Agosto de 2014

* Fragmento del prólogo a Los cristales que te hincan, poemario de Lina de Feria, publicado por la Editorial Betania en 2015.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el abril 14, 2015 por en Autores, Crítica.
A %d blogueros les gusta esto: