El Jardín de Academos

Cuaderno de Crítica y Poesía

“Arquíloco”, de Juan Manuel Macías

Archilochus

ARQUÍLOCO

 

Astados vientos de encendido vino

juntabas a las rosas de las brisas:

era la lanza a tus jornadas lisas

como la arena al sueño sin destino.

 

¿En qué recodo del cruel camino

te verías llevado por precisas

furias de luz? ¿Qué halagos, qué sonrisas

dieron tus llagas a un clamor salino?

 

¿Qué atardecer, al fin, labró el espejo

de tu rostro perdido, en qué añoranzas

deshilaba su sombra el mercenario?

 

Con tu música sola, allí te dejo;

en tu noche de duende sin horario,

frente al hombre de mares y mudanzas.

 

Tomado de: Macías, Juan Manuel. Cantigas y cárceles. Sevilla: Ediciones de la Isla de Siltolá, 2011, p. 45.

 

Cantigas.y.cárceles

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el septiembre 14, 2015 por en Autores, Tradición clásica.
A %d blogueros les gusta esto: